5.7.14

Ella llegó para quedarse
ella llagó todo el manantial de tu voz antes de haberte escuchado
ella llegó para quejarse en sonidos de relumbre
y adiós a las perpendiculares que trazaban los vestigios
adiós a los tratados de superficies óseas
sin embargo yo no soy la extranjera del espacio vacío

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada