11.5.14

Diario de
mil miradas concentradas sobre ti, Chet, dos mil ojos sobre ti. Dos mil ausencias dentro de tu mirada y tus ojos acuosos flotando entre dos mil ojos de otros. 

El peso del dolor, si llega la noche, sobre el pecho. Si llegas a la noche y en ella llega el dolor. Una barra horizontal que arde dentro del pecho. 

En la oscuridad mejor cerrar los ojos. Cerrarlos a la oscuridad. Y ver. ¿Sabes ver, Chet, en la oscuridad? Imágenes relámpago llenas de luz.

1 comentario:

  1. Tus palabras son recuerdos para mí.

    Encantada de leerte y pasear por aquí.

    Besos.

    ResponderEliminar