12.8.13

tienes la fuerza de los vivos

a veces la vida es cáustica
materia sensible
material combustible

evidencias
evidénciate
evidénciame
evidéncianos
en la combustión

hojas de enebro y orégano
en la evidencia de usted

el amor de las cajitas de madera
el amor de los días de hierba segada

los insectos de la lluvia y del camino
del pequeño camino sendero entre la hierba

2 comentarios:

  1. Ternura.
    Puedo oler esa hierba segada y
    también conozco el camino.

    ResponderEliminar
  2. Hermoso, precioso, ya sabes que me encanta tu poesía pero esta especialmente me habla.. gracias.. besos..

    ResponderEliminar