3.11.11

DÉCIMA BREVEDAD

I
Llegar a un número redondo, por ejemplo diez. Y contar con él hasta diez.

II
Partir de un número capicúa, digamos un once. Y enumerar con ellos desde once.

III
Despertar sabiendo que ya no oiremos el canto del gallo al amanecer, que a lo sumo nos despertará un timbrazo, o un crash perdido de corazón amado.

6 comentarios:

  1. El diablo de los números anda hoy por aquí.
    Besitos

    ResponderEliminar
  2. aprenderse de memoria los números binarios hasta el millón.. ayer lo ví con mis propios ojos, y era un alumno de refuerzo el que se los sabía..

    ResponderEliminar
  3. Rogamos para que no sea un dolor de cabeza lo que nos despierte...

    Rogemos, amiga...

    Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  4. no sé si era Borges el que quería buscar lógicas fuera de los pares o terminados en cero.

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias por vuestros comentarios,
    era algo más fuerte que un dolor de cabeza y afortunadamente nadie se quedó dormido.
    Abrazos para los cinco.

    ResponderEliminar