22.10.11

Esto que lees aquí, como todo lo demás, no existe realmente. Por error das en la tecla equivocada y ni ¡bum! Desaparece silenciosamente. Es el mundo virtual, no ocupa praderas, ni mesas de escritorio, ni folios, ni tinta, ni humo siquiera. Es un existir sin existir. Pero nos leemos y hasta nos parece vernos y reconocernos.
Mis blogs estuvieron desaparecidos, eliminados decía el recuadro, pero ni eso era cierto, he podido recuperarlos.
Y hacía nada que le había dicho a Fusa ‘estoy tranquila porque escribo y sé que todo está ahí’. Qué falacia, no me tengo aquí, no me tienen aquí. Aquí ni me toco, ni me siento, pero veo algún yo mío perdido por aquí siempre que traspaso esta ventana y hasta veo algunos de sus yos, sus largas melenas, sus cerebros sufrientes y sus fantasías a veces tan desorbitadas de mi mundo.
Así que aquí seguiremos ‘salvo error u omisión’, que escribió el ya célebre poeta.

11 comentarios:

  1. A mí me ocurrió algo así hace unas semanas. Durante unos segundos, a mi blog se lo tragó un agujero. Al rato, salió, volvió. Ahora me ocurre con los comentarios. Te estoy escribiendo éste sin saber si te llagará, o no, o si te llegará pero no se verá reflejado. Sigo sin saber por qué ocurre. Pero aquí sigo, aquí seguimos, indispuestas a que nos traguen.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Y no lo ha conseguido. ¿He vuelto? ¡Creo que he vuelto!

    ResponderEliminar
  3. ocurre, suele estar, yo lo llamo sobrecarga

    ResponderEliminar
  4. Y el aquí no es una falacia, es una metáfora.

    ResponderEliminar
  5. Qué susto que tenía, Alfaro, y qué alivio que hayas podido solucionarlo... Supongo que nos engañan en demasiadas cosas... y siempre silenciosamente.

    Un abrazo de bienvenida, enorme.

    (* ji, también me alegra mucho que hayas vuelto, linda

    ResponderEliminar
  6. luna,
    yo ya ni me molesto en dejar comentarios, a simple vista reconozco los blogs en los que se esfuman.
    Ayer me desaparecieron todos los blogs, los cuatro y lo sentía por los de los comentarios porque no podría recuperar nada vuestro.
    Un abrazo.


    J.G.
    nunca me había sucedido, como estoy cerca de Galicia me dije parece cosa de meigas, mejor lo dejo para mañana...
    Un abrazo.


    Etienne,
    el aquí... una metáfora, pero dónde sitúo la parte real y común al aquí virtual.
    A ver si va a ser una metáfora falaz.O a ver si toda metáfora es una falaz metáfora, creo que ya me he perdido.
    Dejémoslo en que es más metafora que falacia.
    Un abrazo.


    Gloria,
    yo no podía creérmelo, cuando vi que no estaban los blogs, no existían? Pero empecé a pensar y me dije 'realmente no existen'.
    Y ahora todos están ahí.
    Gracias.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Yo me puse tan mal!

    Hasta le envié un msj a Luis Miguel Rabanal preguntándole si sabía algo.

    Qué suerte que estés aquí. Realmente soy una lectora fiel, que muchas veces se siente reflejada en tus letras.

    Un beso o 2 #

    ResponderEliminar
  8. oye, pero guardarás copia, de tus textos ¿no? te lo digo porque sé de gente que tiene blogs desde hace años y que escriben directamente en ellos,y ahora tienen una enorme pereza por copiar y guardar todos los textos que les parece dignos de conservar, es decir, tienen que revisarlos, entradas desde hace más e cinco años, y llevarlos a una carpeta.

    Pero es cierto lo que cuentas, hace unos mese escuchaba en la radio como Internet se estaba conviertiendo en eñ fichero de datos de la memoria de la humanidad, fotos, textos, cartas, todo se guarda en lso ficheros virtuales, la mayor parte de mis fotos están en diferentes portales, las considero más seguras que en mi propio equipo, y un día puede ocurrir que os quedemos sin nada.

    abrazo amiga mía

    ResponderEliminar
  9. Eleanor Smith,
    muchas gracias. Seguiré aquí y seguirás leyendo siempre que queras, me parece tan...que pueda gustar, a veces intento leerme con ojos de otra persona y me digo ''pero si son tonterías'...
    Repito las gracias.
    Un abrazo grande.



    Velpister,
    pues al principio no guardaba nada, perdía entradas porque escribiía direrctamente en el blog. Cuando mi amiga Ángeles entró un día a leer y empezó a recoger parte de lo escrito, empecé a organizarme y ahora escribo y luego copio en el blog.
    Este año 2011. Pero los tres anteriores..., son impposibles, es una tarea que pospones eso de ir entrada por entrada, aunque muchas cosas las he recogido.
    Me he dado cuenta que en esta gran nube nada es seguro, y más seguras tendrás tus cosas en una carpetita en el disco duro de tu pc o en un lápiz de memoria.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  10. nunca desapareciste para mí! (o es que yo estaría de viaje y no lo noté..)

    jamás escribo directamente en esta hoja virtual...amo los papeles.

    pero esta ventana, a nuestro pesar, tiene algo de mágico, no te parece?

    besos*

    ResponderEliminar
  11. Rayuela,
    estabas de viaje, estabas en movimiento, yendo a alguna parte sin duda, y luego regresando con tu yo alternativo hacia una de mis brevedades...,por eso no llegaste a ver que desaparecieron todos mis blogs.
    Ya no escribo en papel.
    La magia es que apareces y cuando menos te lo pienses ya verás...no estás.
    No, la magia es que tú y yo podamos estar aquí escribiendo como si vivéramos a dos pasos, y que yo haya podido leerte a pesar de la distancia.
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar