6.9.11

3

Cuando el hombre chispa llegó a Baviera, el príncipe ya había sido asesinado y perdió el ritmo inicial del tiempo. Recogió unas monedas que había dejado ocultas como un gran tesoro debajo de una teja roja caída en el patio de la casa, ignoró los enfrentamientos surgidos en las calles y continuó Bayern web.com

6 comentarios:

  1. Ahora se moverá libre en la dimensión del no tiempo... para qué querría ver al príncipe¿?

    ResponderEliminar
  2. Pues, no sé, igual llevaba una bomba en las manos y alguien se le adelantó...
    Como te dije en el comentario anterior el personaje parte de un señor real sobre el que me imagino historias, y este señor es extranjero y un día coincidí con él en correos y es de..., creo que del este o del norte..., no importa, me ha gustado situarlo en Baviera. Por cierto este señor (el real)no me cae bien, antipatía es la palabra.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Es así: algunas veces se llega tarde.

    Un beso o 2 #

    ResponderEliminar
  4. viaje en el espaciotiempo...
    pero acabo de saber que el hombre chispa devendrá en bomba...
    saldré del supermercado.

    beso*

    ResponderEliminar
  5. Los hombres chispa siempre me parecieron muy peligrosos... Esto lo confirma...

    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar
  6. Antiqva,
    jaja..., con lo tranquilos que parecen y nada más le echas un poco de imaginación hay que ver...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar