27.9.11

20

El cocodrilo se arrastra detrás de un flamenco blanco. Así nunca llegaremos, piensa chica chispa. No se puede dar un paso. Todos asisten atónitos al espectáculo. Espectáculo rastrero, dice chica chispa. Y de repente ¡boom! El cocodrilo se desinfla y queda en nada y el flamenco se cae al suelo como un globo desinflado. Oh, qué pena, dicen las madres que llevaban a sus niños cogidos de la mano. Alguno de ellos llora.

Hala, hala, a mirar se va a Roma -dice chica chispa-, o a Guatemala -la corrige hombre chispa.

5 comentarios:

  1. Creo que no había ninguno de los niños subido.

    ResponderEliminar
  2. Los niños eran meros espectadores.

    ResponderEliminar
  3. Amiga, nunca se deben poner juntas las palabras cocodrilo y flamenco... Si se hace, inevitablemente, el flamenco se terminará comiendo al cocodrilo.

    O era al reves...

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  4. deben ponerse, deben ponerse, Antiqva!
    mj, lo hiciste muy bien! sonreí de tanto aliterar!

    a guatemala? que ya estamos un poco más cerca...

    ResponderEliminar
  5. ANTIQVA,
    es que los cocodrilos son muy torpes,
    un abrazo.



    Rayuela,
    acabo de darme cuenta del 'hala, ...Guatemala'. Son estas rimas que salen inconscientemente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar