19.1.11

Ni siquiera ambiciono escribir tan bien como lo hacen ellos, cincelar la frase, esculpir la idea. Mis frases planas, subterránea como soy, invisible como desearía. Simpleza. Simplismo. Con una hiperactividad mental extraordinaria, soy incapaz de controlar imaginariamente un mundo y  plasmarlo en cualquier discurso narrativo. Es como una falta de tiempo lo que me hace ir mentalmente de un lado a otro. Cortar frases. Repetir palabras. Esto, sí, como si formase parte de mi idiosincrasia. Pero profundizar algo más, no, eso ya no va con mi ventolera de carácter.

7 comentarios:

  1. La clave es poder crear esos mundos... el tiempo llega cuando lo ve necesario.

    El secreto es seguir viviendo hasta que encuentras el momento, pero lo estas haciendo genial, sigue dejando trozos para que los hambrientos tengan algo que devorar :).

    ResponderEliminar
  2. No hace falta que lo profundices, rómpelo y nos lo cuentas. Así, sin ambiciones.

    ResponderEliminar
  3. no ambiciones...tu escritura es así,breve y profunda; y así nos gusta.

    besitos*

    ResponderEliminar
  4. Kramen,
    muchas gracias.
    Creas los mundos, están en tu cabeza y no puedes transcribirlos...


    Jose zúñiga,
    es fácil decirlo, pero no puedo, acaba en la papelera.
    de todos modos aquí dejo peuqños mundos de mi mundo.


    Rayuela,
    qué amable eres siempre.
    Muchas gracias.

    abrazos para l@s tres.

    ResponderEliminar
  5. Pintar con palabras el aire, como un pintor impresionista crea una imagen con pinceladas de color. Eso eres: una escritora poeta impresionista. Me gusta. :)
    Un besico.

    ResponderEliminar
  6. Ni simpleza, ni simplez, ni simplismo...plamplinas...
    Seguro que es SIMPLICIDAD o SENCILLEZ. De qué te quejas entonces?

    Destinamos nuestra vida a conseguir eso y tú dices que ya lo tienes...disfrútalo!:P

    ResponderEliminar
  7. Me quejo de no poder leer lo que me imagino tal y como me lo imagino,
    es como si te imaginas una escena tipo pelicula..., y quieres describirla y ves que no es eso lo tuyo aunque te gustaría,
    a esto podría llamarlo un cerebro cuarteado, por las grietas se escapan las imágenes con las palabras que las describirían.
    Disfruto escribiendo; leyéndome, no.
    Gracias.

    ResponderEliminar