11.6.10

Él seguía su ritmo. lento. pausado.
Demasiadas veces las teorías pierden el poema. Y al hacedor de poemas.
Nunca entendí por qué en vez de leer el poema lo gritaban. Aplaudían el grito. Entonces se callaban. 
Hay días que me pongo mirada crítica y todo es peor.
Merchandise.
Poema merchandise.

4 comentarios:

  1. estoy de acuerdo alfaro, porque gritarlo y no susurrarlo, y nada de comerciar con las letras, el sentimiento o el aire, buena reflexión. saludos a LMR

    ResponderEliminar
  2. Los viernes es imprescindible poner la mirada crítica y a la teoría en su sitio. Fin de semana hasta para el merchandise, que le den morcilla, y a los gritones.

    ResponderEliminar
  3. Espero que te guste:
    http://lalibreriadebolsillo.blogspot.com/2010/06/cuanto-se-de-vos-mj-romero.html

    ResponderEliminar
  4. El poema y el mercadeo deberían ser excluyentes. Pero no es así; de hecho hay maravillosos poemas y poetas q venden muy bien su trabajo. Odio los gritos.
    Besicos.

    ResponderEliminar