29.3.09

Señores Caballeros dueños de la vida y del estío

Añoro ese momento en que las mujeres seremos dueñas únicas y exclusivas de nuestro cuerpo. Y qué, si nuestro cuerpo encierra esa oquedad de vidadolor. Caballeros de la santa cruz por qué quieren ustedes ser dueños del único hueco que les ha negado la vida.

Señor Caballero añoro ese momento en que el hombre y la mujer seremos dueños de nuestra vida y nadie nos obligará a hidratarnos y a alimentarnos. Espero que usted, cavalieri de la santa cruz, me diga si vendrá a hidratar y a alimentar a todos estos hijos que viven en tierras sin agua y sin pan a lo largo y ancho de nuestro pequeño planeta.

Eloisa Otero en su Isla Kokotero tampoco ha podido morderse hoy la lengua.

20 comentarios:

  1. Decidir cuándo dar la vida...
    Decidir morir con dignidad...
    Sobrecogedor, queridísima Alfaro.

    Te abrazo, muy fuerte.

    ResponderEliminar
  2. Gloria,
    es que me ha parecido tan espeluznante lo que acaba de legislar Berlusconi, para mantener la vida a costa de todo.
    Y tan espeluznante que un papá sin hijos precisamnete en África diga que no se usen los preservativos y ...y...y...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Tan espeluznante como indignante, Alfaro. Te entiendo bien, y además has sabido denunciarlo duramente, sin perder la belleza que acompañan siempre tus textos.

    No hay cosa que más rabia me dé que la irresponsabilidad. Y me parece de una falta de responsabilidad absoluta que un hombre con la influencia que tiene en África, precisamente, eche por la borda el trabajo de años de concienciación sanitaria y el trabajo de cientos de médicos...
    Y lo de Berlusconi... tristemente, no me sorprende.

    Mil gracias por hacer esta entrada, porque a mí no me salen más que improperios.

    Un abrazo enorme, Alfaro.

    ResponderEliminar
  4. Señor Caballero es un título muy grande para esa falsa máscara de dios.

    ResponderEliminar
  5. "Señor Caballero añoro ese momento en que el hombre y la mujer seremos dueños de nuestra vida y nadie nos obligará a hidratarnos y a alimentarnos."


    LAs cosas son como son... no como queremos que sean, y habitualmente uno sólo no llega a llevar la montaña a Mahoma...

    Saludos!

    ResponderEliminar
  6. gloria,
    la vida seguirá y seguirá, y su fin también.
    Un abrazo.


    Fero,
    sí, pero el apodo del italiano es precisamente ese...
    un abrazo.


    Sonrisa de Hiperión,
    sí las cosas son como son y no como queremos que sean...,
    estoy totalmente de acuerdo.
    Te leo pero no te comento porque la lista es interminable y tarda muchísimo en cargar el cuadro de los comentarios...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Sí, espeluznante...menos mal que siempre nos quedará algún amigo que nos tienda la mano.

    Yo a Berlusconi le invitaría a ver la película de Aménabar "Mar Adentro".

    ResponderEliminar
  8. Te aplaudo, Alfaro, porque ante situaciones como éstas a mí sólo me salen barbaridades por la boca, como a Gloria, y que tu les des palabras, otras palabras, es digno de aplaudir. Genial, esta entrada es genial...

    Un dulce beso.

    ResponderEliminar
  9. Bruja del Norte y sinmaldad,
    sabía que no eras una auténtica malvada,
    yo sí que soy mala... porque yo al berlusconi lo pondría terminal con grnades dolores en una casma de hospital para hidratarlo y alimentrlo mientras el cuerpo le aguante, y luego le devolvería al parlamento.
    No lo trago ni en foto, además es de un machismo tan superlativo...
    besos.



    (*,
    gracias, a mí personalmete la entrada no me gusta, pero decidí dejarla como valor testimonial de lo que pienso.
    besos.

    ResponderEliminar
  10. impactante... y como siemrpe me has dejado sin palabras!

    salu2

    ResponderEliminar
  11. Estos Caballeros, son realmente los únicos inmorales y los únicos que no creen en Dios. Solo lo usan para engordar sus barrigones y sembrar el dolor y la miseria sobre los más incautos.
    Lo peor, es que hay muchas Damas que se suman a la dictadura y a la sinrazón de estos Caballeros y encima lamen el báculo con que les dan.

    Este tema me pone enfermo

    ResponderEliminar
  12. Nunca pense que el Cristianismo, a estas alturas, lo pudiera hacer tan mal...

    En el pasado lo hizo fatal, pero pense que es que eran otros tiempos, y que habian aprendido algo. Todo sugiere que no.

    De Berlusconi uno se lo puede esperar todo (la verdad es que no se que es lo que habra legislado ahora, ya que ni me interesa ese tipo).

    Al menos el Sarcozi ese (que no se como se escribe) tiene el gusto de liarse con una modelo e irse de viaje a Egipto... Ay, que se me cae la baba...

    Un abrazo, amiga

    Un abrazo, amiga Alfaro

    ResponderEliminar
  13. Daniel,
    sí son temas para enfermar...
    siempre pienso ue vivo en una isla y nada de esto me toca, pero cads vez que me pierdo por las noticias...
    con qué inmoralidad lo hacen todo.



    Antiqva,
    jaja.., menos mal que se me va la sonrisa...
    cualquiera pensará que se te va la baba con esa chica tan mona de ojos azules, cuyo nombre ahora no recuerdo...,
    pero no, ya sé que es esa tierra de piramides y momias y jeroglíficos...lo que hace que Antiqva piense en la suerte del Sr.Sarkozy...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Has usado dos palabras que no le pegan demasiado: "Señor" y "Caballero", qué bien que ni aún hablando de este tipo de gente pierdas la maestría.

    ResponderEliminar
  15. Capitana,
    léelo con ironía..., además ya sabes que a Berlusconi lo llaman El Caballero..., y es que esta palabra la veo como algo arcaica, muy renacentista... caballero poniendo leyes para los cuerpos de las damas, caballeros legislando sobre la muerte,
    en fin son como cuervos...
    besos.

    ResponderEliminar
  16. Suscribo plenamente tu VOZ.
    Un besazo a la voz, a la mujer luchadora y valiente que lo escribe.
    Inuits

    ResponderEliminar
  17. Todos esos "señores caballeros" viven en un mundo irreal, en el que se consideran distintos a los demás.
    Para ciertos puestos de autoridad, convenía pasar en propia carne, aquello de lo que se habla o sobre lo que se legisla. Entonces la perspectiva cambiaría totalmente.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Vidadolor... me gusta esa palabra. Y la pregunta por qué quieren ser dueños del único hueco que les ha negado la vida.

    Me preguntaba hoy cómo podrán algunos policías luchar contra sus sentimientos y poner orden en una causa que apoyan.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  19. Inuit,
    acabo de ver tu entrada de hoy...
    un precioso poema para una pérdida, de eso Rilke supo bastante.
    Un beso.



    Sombras en el corazón,
    estoy totalmente segura de que legislarían de un modo distinto...
    Un beso.


    Fusa,
    son casi todos hombres(y casi siempre portadores de cruces, de símbolo religioso, por supuesto) y moralizan sobre algo que no tienen, mi útero, ellos nunca se quedarán embarazados.
    O que el Papa diga no a los preservativos en Africa, sin pensar en el SIDA, cuando él en principio no los necesita para prevenir ninguna enfermedad.
    Podían hablar o moralizar sobre sus cosas, sus riquezas, sus pederastas..., pero sobre lo único que no tienen... que es el poder quedarse embarazados, van y no dejan de manifestarse contra la ley del aborto.
    Hoy leí unas declaraciones de una política vasca, no recuerdo el nombre,...dijo que ella nunca se pondría un preservativo, jaja...
    ni yo, pero está claro que alguien debería ponérselo.
    Y como gritan tanto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  20. ¡Que no... que no...!

    Que yo me referia a Carla Bruni...

    Lo de las piramides es accesorio.

    Ja,ja,ja...

    (Pero vamos, que me refiero a Carla Bruni por el talento que tiene la mujer, no vayas a pensar mal).

    Un abrazo, Alfaro

    ResponderEliminar