17.3.09

III

Qué feliz el sueño
-dices- he soñado
como si los muertos no estuvieran
muertos

lástima
ningún sueño tan lleno
de felicidad nos acompaña
en estas noches
oscuras
de desvelo.

(de poemas del desvelo)

15 comentarios:

  1. O quizá sí, después de todo soñaremos con muertos y veremos que estamos vivos.

    ResponderEliminar
  2. ... cuando nos despertemos.
    Capitana, buenas noches.

    ResponderEliminar
  3. Vengo y leo esta serie de poemas del desvelo, que fructífero desvelo! :)
    Abrazo!!

    ResponderEliminar
  4. huyendo de estas fallas que todo lo devoran, me encuentro con tus hermosos desvelos, alfaro. Me encantan. En medio de esta falsa guerra de tracas y cenizas son como una luz discreta que consuela. Son cojonudos, tengo que leerlos con más detalle, sólo puedo conectarme una vez al día y un ratillo, pero me parecen divinos. Otra de tus reinvenciones deslumbrantes. cada palabra uno de tus mundos. Un besazo.

    ResponderEliminar
  5. Cristina,
    gracias por venir y por dejar aquí tus palabras.
    Un abrazo.


    Jimarino,
    Sí, qué fanfarria esa de las fallas,¿por qué siempre recuriremos al fuego, a la traca final como fin de fiesta? y hasta en un determinado género de películas... ya se sabe el fuego ¿será por creerlo purificador? pues, el fuego acaba devorándolo todo, incluida la maldad, lo maligno.
    Gracias por tus palabras,
    un beso.

    ResponderEliminar
  6. Lástima, he despertado no ha habido sueño de felicidad en la noche, ni atisbo de vivos... debió ser un desvelo.
    Un beso, Alfaro.

    ResponderEliminar
  7. Quizas porque en esas noches oscuras y de descelo no nos permitimos soñar!!!
    Quizas...
    Aunque a veces sueño despierta o desvelada!!!
    Amiga.
    Gracias por tus bellas palabras de aliento cerca de mi puerta.. ahi.. donde espiaba por la ventana y se me llenaban los ojitos de llanto!!!
    Por Uds y tambien por mi he vuelto y te agradezco tu calidez y esos versos tan dificiles de entender a veces para mi....
    Pero tan buenos!!!
    Cielo, besos llenos de luz como siempre, te sigo, te acompaño,
    pasa un lindo dia!!!

    ResponderEliminar
  8. Gloria,
    mientras no haya sido una pesadilla..., que aún tienes que escribirnos más cuentos romanceados para los niños y no tan niños.
    Un beso.


    SOL,
    qué bien ha vuelto el sol a la ciudad, con que le falte el nombre es suficiente y se agradece la luz de las plabras.
    Muchos besos y sigue iluminándonos.

    ResponderEliminar
  9. Amiga, ya quisiera uno -al menos- soñar con sus muertos queridos.

    Un abrazo, Alfaro, un poco triston eso si.

    ResponderEliminar
  10. Antqva,
    y soñamos que están vivos,
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Me encantan estos desvelos. Y los que cuentan los sueños aún en la cama, sin haber despertado casi, y ponen cara así como... como de que visualizan pero no saben explicar.

    A mí H. siempre me pide que le cuente lo que he soñado. Después de varios intentos por mi parte me dice que he hablado dormida y he dicho cosas que no se entendían.

    La otra noche abrí los ojos y él aún no se había dormido, estaba desvelado. Y dije:

    F: Me gusta esa palabra.
    H sin entender nada: ¿Cuál?
    F: Mmmmh... ésa... grazno.
    H: ¿Cómo?
    F: ¿Cómo se dice melocotón en argentino?
    H y F a la vez: Durazno.
    F: Ésa es la que me gusta. Durazno. Sí.
    H: ¿Estás dormida?

    (Silencio.)

    ResponderEliminar
  12. fusa,
    ...pues es un desvelo precioso, y la palabra melocotón también y durazno aún más, y albérchigo y piesco...
    frutas del verano llenas de color.

    ResponderEliminar
  13. Me encantó, y sabes, hace varios días mandé a un sitio un poema que empieza Y los muertos despertaron antes, mucho antes de que les diéramos los buenos días...

    Recuerdo una coincidencia con los huesos, será que nos hacemos viejas, jajaja

    ResponderEliminar
  14. Hummmm...Me gustan tus poemas del desvelo son: MAG-NI-FI-COS!

    ResponderEliminar
  15. Ichiara,
    yo hablo de mis huesos, cuando adelgazo, porque me convierto en un manojo de huesos..., pero sí, envejecemos con los huesos que también se hacen viejos y un día crack...crack,o cuak cuak...
    Besos.


    Malvada bruja del Norte,
    Gracias por el elogio, me alegra que te gusten estos desvelos.
    Besos.

    ResponderEliminar